Cómo se celebran los Reyes Magos por el mundo

Todos, tengamos la edad que tengamos, vivimos la noche de los Reyes Magos con mucha emoción. Una tradición que se transmite de padres a hijos y que ojalá no se pierda nunca…

La cabalgata, ver a los Reyes Magos paseando por la ciudad, lanzando caramelos junto a los pajes que les acompañan y las ganas y los nervios por irse a dormir temprano y levantarse aún más temprano para comprobar, por fin, si portarse bien había dado su fruto, son un cúmulo de sensaciones que nos encantan y nos acompañan año tras año.

En esta entrada vamos a descubrir cómo reciben a los Reyes Magos en otros países. ¿Nos acompañas?

Tanto en España como en muchas ciudades europeas ya conocemos de sobra la tradición. Los niños escriben la carta a los Reyes contándoles lo buenos que han sido y los regalos que se merecen. Les dan la bienvenida en la cabalgata el día 5 de enero y dejan sus zapatos antes de acostarse para que los Reyes dejen sus regalos o, en su defecto, un trazo de carbón si no han sido buenos. Esta tradición es muy similar en países como México, Uruguay, República Dominicana o Argentina.

En Puerto Rico la tradición dice que los más pequeños de la casa deben recoger pasto de patio y dejarlo junto a la carta en una caja por la noche para que los camellos se alimenten y cojan fuerzas. Los Reyes dejarán un regalo como agradecimiento.

En Perú los regalos no son parte de la tradición. El día 6 de enero se celebra lo que llaman la “Bajada de Reyes”. La familia se reúne para desmontar el belén que decoró sus casas durante las fiestas.

En Cuba se conoce a esta festividad como la “Pascua de los Negros”. La celebración tiene lugar en las calles de la ciudad. Antiguamente, tras la colonización española, el 6 de enero se daba descanso a los esclavos que salían a las calles a bailar con sus tambores.

No hay Reyes Magos sin roscón

En muchos de los países la llegada de los Reyes Magos va unida al tradicional Roscón de Reyes. Un dulce que siempre nos acompaña en este día tan especial, pero cuyo orígenes tienen más que ver con las saturnales romanas que con la llegada de los Reyes. Se compone de una torta en forma de rosca, decorada con frutas escarchadas y en ocasiones rellena de mazapán. Este roscón esconde un haba y una figurita en miniatura. Si te toca el haba deberás pagar el roscón. Si por el contrario te toca la figurita, siéntete un afortunado porque augura prosperidad.

Artículos relacionados