Uruguay, destino emergente

¿Es Uruguay destino emergente?

Uruguay

Uruguay, un destino emergente

Situado en la desembocadura del Río de la Plata, entre Brasil y Argentina, es un país con escaso relieve orográfico, con predominio de la pampa y zonas boscosas subtropicales. Tiene poca densidad de población, mayoritariamente residente en la capital Montevideo, y predomina casi absolutamente la raza blanca junto a pequeños porcentajes mestizos y negros, siendo el sustrato indígena casi inexistente.

Colonizado por el español Hernandarias como un lugar donde aprovechar sus pastos para la ganadería, el desarrollo del territorio pasó por momentos muy turbulentos, pasando de manos españolas a portuguesas hasta 1777. Después, fracasado el intento de invasión inglés a manos de Liniers, lograría su emancipación en 1814, gracias a su héroe nacional Artigas.

Pero lo que verdaderamente te interesa si decides pasar tus vacaciones por esas latitudes es saber qué atractivos tiene Uruguay. En ese sentido cabe apuntar que, para muchos, es la cuna del tango y, de hecho, el célebre Carlos Gardel habría nacido en Tacuarembó, según defienden algunos. Y no hay que olvidar su importante contribución a la literatura de la mano de escritores de referencia mundial como Juan Carlos Onetti, Eduardo Galeano, Mario Benedetti o Cristina Peri Rossi, entre otros.

Cuando llegues, lo harás a través de Montevideo, puerta de entrada desde Europa por avión. Allí encontrarás una Ciudad Vieja colonial con puerta monumental y centro en la Plaza de la Independencia y una columna vertebral que es la Avenida 18 de julio. Otra importante arteria es La Rambla, paralela a la costa y siguiendo la cual se suceden varias playas.

En la capital seguramente no te perderás el Cabildo, la Catedral, la casa de Garibaldi, el Teatro Solís, el Mercado del Puerto y una curiosidad como el Museo del Gaucho, que te ayudará a entender a este peculiar colectivo. También es interesante el barrio tradicional del Prado.

Saliendo de esa ciudad es recomendable acercarse a Colonia Sacramento, una antigua urbe portuguesa que conserva buena parte del aspecto que tenía en el siglo XVII, por lo que no extraña que haya sido declarada Patrimonio de la Humanidad: rambla, plaza de toros, iglesias, conventos, el Real de San Carlos, fortines, palacios…

Otro rincón importante de Uruguay es la famosa Punta del Este, una península situada donde se juntan las aguas del Río de la Plata y el océano Atlántico. tiene varios enclaves naturales e históricos, como la Isla de los Lobos, la Isla Gorriti y la reserva forestal Arborerum Lussich.

Hay muchos más sitios qué visitar en el país: la Colonia Suiza, Carmelo (aconsejable a los amantes de la enología), Paysandú (idem para los aficionados a la cerveza), Salto (en este caso, que la apuntes los que se decanten por el turismo termal, que también pueden optar por Tacuarembó), Maldonado (les sonará a los cruceristas), etc.

Por último, recordarte que Uruguay es un país ganadero por tradición, de ahí que en su gastronomía tenga un papel estelar la carne, especialmente preparada a la parrilla. Sin olvidar la bebida nacional, el mate, que es una infusión de hierbas.

 

Artículos relacionados